martes, 1 de septiembre de 2009


2 comentarios:

Mariela Torres dijo...

¿Azúcar religiosa? Toda una novedad.

Noel dijo...

Y ojo con los sobrecitos de edulcorante que oran hacia los laboratorios!!!